martes, 17 de agosto de 2010

Confianza básica, hablar y escuchar


Mucho se habla de lo necesaria que es la confianza, sobre todo en el inicio de una relación D/s. Y efectivamente, sobre todo para la parte que se entrega es esencial que haya una buena base de confianza. Sin confianza, no puede haber una entrega sincera ... en eso, creo que quien más, quien menos estamos de acuerdo. Pero ¡¡¡ojo!!! Igual de importante que la confianza de la persona sumisa en el Dominante ... lo es la confianza en el sentido contrario. Tanto si la sumisa no confía en su Dominante, como si el Dominante no confía en su sumisa .... mala base para una relación sincera y duradera.

Y como va naciendo esa confianza? En gran parte, esa confianza necesita de mucho dialogo, mucha comunicación. A veces son necesarias horas y horas de hablar de todo ... de nuestra manera de ver, de vivir, de sentir, de entender la D/s ... de hablar de nosotros mismos, de nuestra situación de fondo (del "background" que diría el inglés) ... de lo humano, de lo divino.

Pero igual de importante que hablar, es escuchar. De poco sirve si hablamos de lo que sentimos, como vemos las cosas, de lo que pensamos si a la vez que hablamos, no escuchamos realimente a la otra parte. Escuchar en el sentido de practicar una escucha activa, queriendo captar realmente el mensaje recibido y no lo que nos gustaría que fuese ese mensaje.


6 comentarios:

alexia {All} dijo...

Muy buena reflexión artemisa la confianza nace de escuchar de verdad a quien con esmero te cuenta sus verdaderos sentimientos, gustos, formas de ser...cuantas veces yo misma dada a escuchar mucho, he fallado por no saber comprender con exactitud lo que El ( mi Amo) trataba de decirme de múltiples maneras, por eso creo que nos hay peor sordo que el que no quiere oír, la confianza a veces nace desde el fondo de nuestra propia autoestima y fe en nosotras mismas, solo así somos capaces de comprender que se nos respeta, quiere y valora.
Por eso no basta solo con hablar hay que asimilar lo que decimos y nos dicen, con su verdadero significado, quitándonos los prejuicios, los temores para dejar que el gozo ocupe su verdadero lugar a sus anchas, para ser felices con la entrega que ambos deseamos experimentar.
Besitos de canela,desde mi pequeña orilla.

Zarender dijo...

Creo que artemisa expresa la esencia del asunto, sin por ello quitar valor a la aportación de alexia{All}. Se trata de dos comunicaciones cruzadas, no siempre coincidentes y en eso no nos diferenciamos del ámbito vainilla. En el caso del Amo, éste tiene que expresarse durante la mayor parte del tiempo como pareja y como cómplice. Tiene que sacar de sus entretelas pensamientos sobre cosas la vida cotidiana, ajenas al BDSM y con ello renovar los sentimientos compartidos con su pareja que se supone han surgido en algún momento de la relación. Nada diferente a cualquier otra relación. Saludos
Zarender

LADY_BLUE dijo...

COMO SIEMPRE ES UN PLACER LEERTE, Y TIENES MUCHA RAZON LA CONFIANZA SE GANA Y QUE COMO DECIMOS EN MI PAIS ESO NO SON ENCHILADAS
LA CONFIANZA ES ALGO FUNDAMENTAL PARA LA RELACION BDSM Y MUCHOS NO ENTIENDEN QUE NO ES LO QUE SE ME ANTOJE PARA ESO SE NECESITA UNA ENTREGA QUE NACE DESDE LO MAS PROFUNDO DE SU SER PARA ROMPER MIEDOS Y BARRERAS
ES UN PLACER VISITARTE

artemisa dijo...

Gracias alexia {All} por tu comentario. Eso si, esa escucha activa de la que hablo, pienso que siempre ha de ser bidireccional. La debemos de practicar tanto la parte sumisa, como el Dom para que sea efectiva.

Un abrazo

artemisa dijo...

Gracias por esa aportación Zarender, como siempre es un autentico placer verte asomar por éste rincón. Efectivamente, creo que en esa parte, las relacioines BDSM, no se diferencian en nada de las vainilla. Mostrar y charlar de diferentes facetas, hablar y escuchar.

Saludos y un gran abrazo :)

artemisa dijo...

Bienvenida LADY_BLUE a éste rincón y gracias por la huella dejada en él. Jejeje, me ha gusutado la expresión de las "enchiladas". Ciertamente, la confianza es una de las bases de mayor peso en una relación D/s y una de las bases para lograr esa confianza ... hablar, dialogar, charlar ... y sobre todo, escuchar.

Un abrazo