viernes, 17 de junio de 2011

De este agua no beberé ... ;-)


Por suerte, siempre he sido muy amiga del dicho aquel que reza "Nunca digas de este agua no beberé ...". Digo por suerte, porque de lo contrario más de una vez me habría tocado comerme mis palabras con patatas.

Sin ir más lejos, siempre he sido muy, muy reacia a las relaciones a distancia. Mi opinión siempre ha sido, que por mucha buena voluntad que haya, son relaciones complicadas de llevar y que en todo caso un factor primordial para conseguir llevarlas, es que a pesar de la distancia, la comunicación sea fluida, muy fluida (claro que esa, es condición imprescindible en todas las relaciones, haya distancia o no la haya).

De alguna manera siempre he tendido a de alguna manera "echar el freno" cuando aquella persona con la que hablaba resultaba que vivía a cierta distancia. No porque no me fiara de esa persona, si no más bien por no fiarme de poder llevar bien la distancia.

Y la verdad es que, desde que la red de redes se ha ido convirtiendo en una herramienta de comunicación más, es también cada vez más frecuente el hecho de que nos encontremos con "ese" Dominante o esa sumisa (entiendase que aquí no diferencio entre sexos, aunque lo exprese de ésta forma por simplificar) con quien encajamos a la perfección, pero con quien a la vez hay a veces una distancia geográfica considerable de por medio.

Y muchas veces, para las personas que vivimos en lugares más bien pequeños o apartados (que si, que por muy "apartados" que estén, las comunicaciones han mejorado mucho ...), internet es una herramienta muy al uso a la hora de conocer a gente. Pues ni suele haber mucha "oferta" con la que encajemos en nuestros lugares de origen, ni tod@s tenemos la facilidad de poder desplazarnos cada "X" tiempo a un Madrid o Barcelona (por nombrar un par de sitios ... ) para asistir a quedadas o a locales BDSM.

Pues estos días, agradezco el ser amiga del dicho que encabeza ésta entrada, pues de no serlo, hoy me estaría comiendo mis palabras de otros tiempos sobre las distancias con patatas ;-)

Me están demostrando desde hace un tiempo que distancias geográficas son relativas y son más cuestión de las personas, que de los kilómetros que pueda haber de por medio. Incluso, mirando atrás me doy cuenta de que en ocasiones ha habido años luz de distancia por enmedio, aún estando a menos de 50 km de distancia física.

8 comentarios:

Sweet dijo...

Si bien es cierto que la distancia nos priva del contacto físico (que no deja de ser importante), muchas veces nos da la oportunidad de descubrir y/o entablar otro tipo de comunicación, trato e intimidad que resulta siendo, como tú misma lo has mencionado, mucho más profunda que con personas que en ocasiones tenemos al lado. Preciosa entrada y sí...nunca hay que decir nunca, jeje.
Muaksssssssssssssssss, preciosa!

laprincesa{Celta} dijo...

Yo no digo nunca...
Esta entrada me ha llegao, si, si , me ha llegao porque yo mantengo una relación a distancia, donde esa distancia que se mide en km a veces parece que se mide requetekm, porque estamos lejos y eso me da que pensar muchas veces...pero siempre termino pensando lo mismo...no pienso dejar de vivir por nada del mundo lo que estoy viviendo ahora mismo, como si estamos a años luz de distancia. Y por supuesto es aplicable a otras relaciones; hay gente que merece la pena conocer por muy lejos que esten.

Besitos artemisa.

artemisa dijo...

Desde luego que el contacto fisico es un factor mu importante (para mi al menos siempre ha sido asi) Sweet. Pero, y en eso coincidimos, también hay otros factores que de estar en su proporción óptima,pueden compensar.

Un besote y gracias por pasarte por aqui.

___________________________________

Son dificiles de vivir en ocasiones. laprincesa{Celta} y como ya he dejado entrever, de alguna manera las evitaba. Pero hay personas que, como tu bien dices, por muy lejos que puedan estar fisicamente, no las cambiaría por nada.

Un abrazo

soniuska{Dms} dijo...

Yo solo quiero vivir mi relación con Él. Sé que estaba destinada a encontrarme con Él, a vivirlo con Él. Da igual donde viva. La distancia a veces se convierte en deseo, en impaciencia... pero siempre llega el momento del encuentro que lo cura todo.
Me ha encantado leerte..

soniuska{Dms} dijo...

Yo solo quiero vivir mi relación con Él. Sé que estaba destinada a encontrarme con Él, a vivirlo con Él. Da igual donde viva. La distancia a veces se convierte en deseo, en impaciencia... pero siempre llega el momento del encuentro que lo cura todo.
Me ha encantado leerte..

AnP dijo...

En mi opinión, en las relaciones humanas, y en particular en nuestro universo canela, las distancias no se miden en kilometros ni en millas; y menos en un mundo global y tecnológico. Las distancias se miden por la intensidad de los sentimientos que afloran; por la frecuencia de la comunicación y su sinceridad.

Y aunque nada suple el contacto físico, el calor, olor (y a veces el sabor) de la otra parte, la distancia geográfica es algo relativo y mitigable. Y que como dice soniuska{Dms}, puedes llegar a encontrar su lado positivo. Ya sabes, si no puedes con tu enemigo... Y no llores por no ver el sol...

Un besazo, querida wegui.

artemisa dijo...

No te falta razón soniuska{Dmsn}, parece que hay algunas cosas que van más allá de lo que pensamos o no hacer, que parecen de alguna manera predestinadas (suena muy "esoterico", lo sé ... pero ...).
El caso es que, siempre he sido reacia a las distanias, pero igual ando "rectificando".

Un abrazo muy grande
___________________________________

Para variar AnP, pensamos igual. Las distancias efectivamente no se miden en sistemas métricos, si no en calidad, intensidad y otras palabras acabadas en "...dad".
Tambien coincidimos en que no hay nada que supla las sensacions fisicas ... pero que llevarse, se puede llevar si se hace bien.

Un beso muy grande

aigua dijo...

Solo un besico y compartir la alegría que emanan tus palabras.-
Hablamos...
((Volverán los murciélagos con alas fluorescente, ya es un hecho =) ))